¿Tienes hábitos de autodescuido o que te desempoderen? ¡únete al reto!

Be feminist. Formación para feministas que no caben en moldes

Formación feminista

Be feminist. Formación para feministas que no caben en moldes

Cuando las mujeres nos acercamos al Feminismo muchas veces llegamos no desde el conocimiento, sino desde la emoción, la rabia, el sentimiento de angustia o la percepción de la discriminación. Aunque no le sepamos poner el nombre de un concepto.

Otras veces llegamos a grupos muy cohesionados y establecidos, con una ruta de trabajo a la que nos cuesta incorporarnos. Podemos tener tiempo para formaciones, lecturas y cursos o talleres largos y bien estructurados. Aunque no siempre es lo que queremos o lo que más nos apetecería. También es posible que no sea esa la que nos hace sentirnos identificadas. 

Sin embargo, podemos sentirnos feministas y, a la vez, ser conscientes de que nos falta entender algunos conceptos, argumentar acusaciones, defendernos emocionalmente de la percepción de las discriminaciones que nos abruman. Podemos necesitar que nos expliquen el porqué de algunas de nuestras contradicciones o cómo llevar a la práctica lo que aprendemos de #feminismo

Estamos tan hartas de que nos digan cómo hacer las cosas que muchas de nosotras necesitamos, también, encontrar la forma de ser feministas sin sentirnos apartadas o encorsetadas. Sin miedo a que nos "quiten el carnet" cuando no entendemos, cuando tenemos contradicciones, cuando disentimos. Y, sí, sé que no solemos decirlo en voz alta, pero eso pasa. Feministas que llegan al movimiento titubeantes a las que quitamos las ganas con nuestras exigencias. Feministas que llegan al feminismo con seguridad y fuerza arrolladora a las que obviamos porque hacen las cosas de una forma que no es la nuestra. Como si hubiera una forma determinada de ser feminista y si no la sigues, no eres feminista.

Formación feminista


En otras ocasiones, llevamos tiempo en el feminismo pero nos sentimos hartas. Hartas de responder siempre a las mismas preguntas, hartas de que se nos contradiga siempre con argumentos falaces, hartas de sentir que no avanzamos o lo hacemos tan despacio que es imperceptible. Hartas de machismo, de ir siempre contracorriente, de no sentirnos reconocidas ni dentro ni fuera del feminismo. Hartas de bromas machistas, del peso de la responsabilidad que supone ser conscientes. Hartas de no cuidarnos y no descansar y de sentirnos culpables cuando lo hacemos. Hartas de estar hartas.

Si eres feminista a tu manera ¿por qué no aprender a tu manera?

Puede parecerlo, pero no es imprescindible hacer un máster, ni una especialidad universitario. Tampoco un curso de meses y meses para adquirir conocimientos básicos que permitan avanzar con más seguridad en la construcción personal y social como feministas. 

También puede parecer que cuando tenemos esas herramientas teóricas la práctica llegará sola. Lo sabemos y lo hacemos. ¡Nada más lejos de la realidad! Como en el dicho popular una cosa es predicar y otra dar trigo. Y no es hipocresía ni simple falta de coherencia. Es falta de tiempo y de práctica para detectar dentro de nosotras al patriarca interior que tan evidente nos parece fuera.

A veces un grupo de mujeres hablando en confianza, una conversación con una participante con más experiencia vital o profesional en el feminismo puede ser suficiente. Una mano para recorrer el camino teórico a tu manera, sin presiones, sin un test que puntúe al final de cada tema más allá de tu propia sensación de que saber lo que has aprendido te hace más libre, más fuerte y más autónoma. Y te deja ganas de saber más, y las manos llenas de hilos de los que tirar. 

Si eso es lo que necesitas, #BeFeminist te va a encantar. 




Una semana de trabajo intensivo en la que se resolverán tus dudas y un grupo de trabajo (en Facebook, solo para alumnas) permanente preparados para ti. 

No todas tenemos las mismas necesidades. Ni queremos satisfacerlas del mismo modo. Hay quien prefiere leer, quien ver, quien escuchar. Hay quien no quiere estar meses pegada a una plataforma sintiéndose culpable por no entrar o no participar. Hay quien siete que compartir la carga del feminismo en público es debilitarlo. Esa "ley del silencio" es una carga más. No queremos quejarnos en público para no sentir que traicionamos al feminismo pero no hacerlo nos machaca. De recibir desde mis alumnas y seguidoras una y otra vez esas necesidades ha nacido un aula abierta de formación feminista en la que no hay un programa cerrado. Porque cada una aprende y practica desde donde es, desde donde está. Desde lo que es. Y no hay otra forma. 

Formación feminista


Entonces ¿cómo vamos a trabajar?

La primera semana, individualmente, las alumnas plantean sus dudas, contradicciones, miedos, esperanzas, y reciben una vídeo-respuesta individual en el formato que elijan (incluso Whastapp) + recomendaciones de material teórico que puede ayudarlas a profundizar en el tema. 
Después, trabajamos de forma colectiva e indefinida en nuestro grupo Facebook Be Feminist. Todo por un pago único de 30€. Así que aquí estoy, cruzando los deditos para que digáis ¡Me gusta! y el aula abierta pueda convertirse en un aula permanente, dinámica, flexible llena de mujeres compartiendo experiencias con otras mujeres. ¡Ven, #Befeminist!

​Dirigido a mujeres que...

  • están abrumadas por la percepción de la discriminación continua de las mujeres en todas las áreas.
  • se sienten desgastadas emocionalmente por el activismo en redes
  • tienen dudas sobre cómo llevar el feminismo a sus espacios de activismo, familiares, de amistad o laborales.
  • están extenuadas física y/o emocionalmente y no saben cómo introducir autocuidado en sus hábitos diarios​.
  • están sobrecargadas de trabajo, expectativas y sobreexigencias por no saber decir no.
  • se sienten culpables cuando reivindican espacios de autonomía, descanso y cuidado.
  • están agotadas de, por ser feministas, ir contracorriente y ser juzgadas en el trabajo, en la familia, en los colectivos (...) y quieren sobreponerse, recuperar fuerzas y aprender a medirlas.
  • deseen profundizar sobre la experiencia práctica del feminismo en sus vidas.
  • quieran entender las contradicciones personales y vitales que genera la práctica del feminismo.
  • sienten que sus argumentos teóricos quedan cortos ante las críticas machistas.

El objetivo de #BeFeminist es aprender a...

  • decir no sin sentirse culpable
  • incorporar a las rutinas diarias el autocuidado emocional y físico.
  • argumentar las principales críticas al feminismo
  • sentirte emocionalmente fuertes y seguras en su práctica feminista.
Requisitos: Disponer de, al menos, una hora al día durante 7 días para la realización de los ejercicios individuales y grupales.​

Detalles: 

Duración: 1 semana intensiva individual + grupo de trabajo colectivo permanente Be Feminist
¿Cómo vamos a trabajar? 
1ª semana: tú planteas tus dudas, recibes vídeorespuestas + material de trabajo + ejercicios personalizados. 
De forma indefinida: Grupo de trabajo: resolución grupal de dudas en vídeorespuestas y sesiones en vivo, ejercicios colectivos.
Precio: 30 €
Forma de pago: transferencia bancaria
Inscripción: mediante este formulario o en informacion@evefem.com







Comentarios